Buscar
  • gustavoferrato

SIN MIEDO A FRACASAR



Gustavo Ferrato es especialista en Ventas, Redes Sociales y Motivación.


Gustavo Ferrato, conocido como el Guerrero de las Ventas, es Agente de Seguros desde hace casi 20 años y Conferencista Internacional, con 150 Conferencias presenciales por año en todo Latinoamérica, y con más de 200 conferencias via ZOOM desde que inició la pandemia del COVID19.

Gustavo es Argentino de Nacimiento y Mexicano por adopción donde vive hace ya dos años, casado con una hermosa Mexicana, Mariana Rivera, conocida como LA MAGA, Conferencista como él, experta en PNL.


Diplomado en Redes Sociales - Experto en Ventas y Motivación. Tiene más de 65.000 seguidores en Latinoamérica y España en las Redes Sociales y ha ayudado a más de 385.000 personas en todas sus conferencias a mejorar sus ventas.


Récord de 250 semanas CONSECUTIVAS de vender 3 solicitudes de Seguros de Vida CADA SEMANA, en manera ininterrumpida.


Calificado a 46 Convenciones Nacionales e Internacionales de Ventas. Miembro Doble Diamante. Calificado 30 Convenciones Club 3W.


Calificado a la MDRT (Million Dollar Round Table), en todos los estadíos, ya que ha calificado como MIEMBRO, COT & TOT durante 9 años.


Campeón en 2010/2011.

Honrado como Emprendedor en Mexico 2018.

Honrado en México con el Premio Nacional de Excelencia Profesional en 2018 en Colombia por su destacada trayectoria profesional y su apoyo constante a elevar el espíritu de las personas y compartir sin egoísmos sus conocimientos en las ventas.

Doctorado Honoris Causa en México 2019.



GUSTAVO FERRATO ES DUEÑO DE UNA DE LAS MEJORES PLATAFORMAS DE CURSOS ONLINE DE VENTAS, REDES SOCIALES Y REDES DE MERCADEO.


DALE UNA VISITA A SU PLATAFORMA DE CURSOS DIGITALES CON UN CLICK EN LA IMAGEN DE ABAJO Y APROVECHA POR TIEMPO DE COVID OFERTAS DE HASTA UN 70% EN SUS CURSOS ONLINE, CON LA VETAJA DE QUE LOS VES TODAS LAS VECES QUE QUIERAS Y A TU RITMO.







SIN MIEDO A FRACASAR






Quise escribir esta guía como un motivo de ayuda a tanta gente que me ha manifestado en éstos días su miedo a emprender cosas nuevas, ya sea porque perdieron su trabajo, o porque quieren emprender una segunda actividad, pero con mucho temor a hacerlo, a equivocarse, a fallar.


No me siento ni cerca de tener la verdad en éste tema, pero al menos puedo aportar mis vivencias, mis aciertos, mis errores.


En lo personal me considero un emprendedor nato, siempre me sentí incómodo dependiendo de un jefe, de un sueldo, de horarios, siempre me dejaron una sensación de falta de libertad. Actualmente soy Agente de Seguros, Conferencista, Coach, Dueño de una Plataforma de Cursos Digitales Online (que por cierto te super recomiendo visites porque hay mucha información ahí que te va a ayudar en Ventas, en Motivación, en Redes Sociales, etc) y con gusto te paso la web  www.negociosconunproposito.com/cursos.


Soy CEO de Grupo FERRATO, administro  el grupo EMPRENDEDORES EXITOSOS POR SIEMPRE, que en menos de 4 meses ya llegó a casi 14.000 integrantes de espíritu emprendedor, me siguen más de 70.000 personas en mis redes sociales, y por si fuera poco emprendí también en el negocio fascinante de las redes de Mercadeo.





Me gusta diversificar, me gusta tomar desafíos, me gusta sacar lo bueno que siempre hay en equivocarse para aprender y para avanzar.


Por otra parte me encanta la historia, he leído mucho de la historia de la humanidad, y una síntesis que me gustaría hacer de tanta lectura es que justamente el hombre, el ser humano, avanzó en momento de crisis, en la reinvención, en no quedarse quieto nunca. Y en mi caso quiero así terminar mis días.


Como verán no paro, y no pienso hacerlo porque siempre hay algo más o algo nuevo para emprender.


Y como emprendedor te puedo platicar muchas cosas que en lo personal aprendí respecto al miedo.


Lo primero es que el miedo es un mal consejero, el miedo te hace creer que puedes fallar, esto es totalmente cierto, lo malo es cuando decides no hacer nada para evitar fracasar, ¿te ha pasado?, ¿te suena familiar?, ¿cuántas veces has pospuesto o dejado de lado el intentar algo por miedo a fallar?


El miedo es ese sentimiento de desconfianza que te impulsa a creer que ocurrirá un algo contrario a lo que deseas y afecta todo lo que haces. Se introduce en tu casa, tu familia, tus amigos y tus negocios. El miedo a fracasar es un sentimiento que muchos emprendedores llegamos a tener.


Cuando emprendes un negocio, no hay nada escrito, nada te puede asegurar el éxito, te sientes vulnerable y expuesto, está ávido de tener un poco de certeza que te de tranquilidad, es cuando el miedo al fracaso puede dominarte e impedir que logres lo que te has planteado.


El estar expuestos al fracaso nos genera angustia, el imaginar el malogro de tu negocio, el pensar en la ruina y lo lastimoso que esto debe de ser nos deja sin aliento. Como emprendedor das todo, inviertes hasta el último centavo para ver recompensado todo tu sacrificio con el éxito de tu negocio y esto también te genera miedo.


Sin embargo, resulta muy seductor el hecho de gozar de los beneficios que te ofrece el tener tu propio negocio a pesar de los dolores que esto conlleve y se convierte en un buen motivador para no permitir que el miedo sea un factor que te impida emprender.

El fallar no es algo que podamos evitar por completo, de hecho es una de las maneras en las que aprendemos y esto nos prepara para afrontar situaciones cada vez más complejas, por lo tanto es importante no dejarnos envolver por el miedo a fracasar.


El miedo puede causar grandes estragos en nuestra vida y evitar que realicemos lo que deseamos y nos perdamos en el conformismo, cerrándonos las puertas del crecimiento.

¿Por qué fallamos?





Partiendo del hecho de que todos somos seres únicos e irrepetibles, tenemos diferentes conocimientos, experiencias y por lo tanto puntos de vista, aunque dos personas hayan vivido exactamente lo mismo, bajo las mismas circunstancias y momento, su experiencia habrá sido diferente por el simple hecho de ser personas diferentes.


Lo anterior no lleva a reflexionar sobre el significado que tiene el fracaso, para cada persona representa algo diferente, puede ser algo totalmente desastroso o insuperable o una forma de aprender o algo doloroso y pasajero, etc.


El temor a fracasar puede responder a múltiples circunstancias, es multifactorial y nace desde nuestros primeros años de vida y de otras muchas experiencias que se presentan a través de los años. Entre las circunstancias más frecuentes del miedo a fracasar tenemos la baja autoestima, el mal manejo de las expectativas, la dependencia de los otros para realizar casi cualquier actividad, experiencias traumáticas, etc.


Esta clase de conductas y pensamientos son principalmente los que derivan en una parálisis hacia la acción, te inmoviliza y te hace perder oportunidades de mejora en cualquier área de nuestra vida además que cargamos con ese temor de manera constante y se presenta cuando menos lo esperamos.

El miedo a fracasar.





En definitiva, tras el miedo al fracaso hay una visión catastrófica y negativa, que se presenta de manera recurrente y automática, promoviendo que nuestra lectura de las situaciones nos vaticine un futuro de fracasos constantes.


Esto nos hace percibirnos como incapaces para afrontar nuestros objetivos o los retos de la vida, imponiéndonos barreras que nos limitan para perseguir nuestras metas.


Es importante el identificar cuando tenemos miedo a fracasar porque no siempre puede ser claro para nosotros:


· Necesidad de aprobación

· No ajustar expectativas

· Exceso de autocritica

· Baja tolerancia a la frustración

· Centrarse solo en los resultados

· Baja autoconfianza

· Perfeccionismo

Considera que algunos de los grandes logros de la humanidad han llegado a partir de errores, o de lo que en un inicio se consideraron como fracasos; cuantas veces falló Edison antes de patentar la bombilla eléctrica, cuántos "fracasos" tuvo Ford antes de su primer Ford T, etc.


Ellos nos demostraron que el fracaso es un elemento indispensable y necesario del éxito.


Equivocarnos en proyectos, metas u objetivos es una parte inherente del éxito. El fracaso supone aprendizaje, nos proporciona la oportunidad de corregir o perfeccionar nuestras estrategias de acción.


Te recomiendo no huir a la posibilidad de fracasar, visualízala como algo no catastrófico, cuanto menos te esfuerces por evitar el fracaso y más te enfoques en el proceso de hacer lo que te propones y disfrutarlo, el miedo al fracaso desaparecerá y lo podrás reemplazar por una nueva visión de ser una mejor versión de ti mismo.


Recuerda que el éxito es relativo, cambia tu mentalidad y piensa en el éxito como algo cotidiano.


Todos los días tenemos éxito en algo, realiza este ejercicio y te sentirás más seguro y contento. Veamos al fracaso como una oportunidad de aprendizaje para el éxito futuro y busquemos la manera de aprovechar lo aprendido.

Las consecuencias del miedo al fracaso.





En mi experiencia emprendiendo (y por supuesto muchas veces teniendo miedo, condición natural del ser humano), quisiera compartirte algunos puntos que creo son las consecuencias que te generan el miedo al fracaso.


1. Le das un interpretación no adecuada a las situaciones


En ocasiones amplificamos las posibles consecuencias de cometer un error al enfrentarnos a una situación determinada, nos anticipamos a los resultados con una visión catastrófica y negativa. Por lo tanto las soluciones y las decisiones que tomas tienden a ser erradas, porque los escenarios que imaginas son superlativamente peores que lo que en realidad son.

2. No arriesgar nada.


Cuando estamos inmersos en el miedo al fracaso todo nos parece demasiado arriesgado por lo que siempre buscamos mantenernos dentro aquello que nos dé estabilidad y huimos de cualquier cosa que parezca un riesgo, esto nos provocará el estancarnos, no crecer y finalmente perder el negocio por no tomar riesgos calculados

3. Nubla tu visión


Podemos confundir el éxito o un periodo de altas ventas y sentirnos con demasiada seguridad, creemos que hemos dominado nuestro mercado, sector, etc. Hay que ser muy cautelosos porque estas situaciones pueden ser muy cortas y fugaces y no queramos ver a futuro, nos colocamos en una posición cómoda, conservadora, lejos de los riesgos y de toda posibilidad de crecimiento que implique un riesgo que nos lleve al fracaso. El crecer nos asusta y nos detiene. Debemos pensar diferente y ver que el crecer y multiplicarse es algo bueno y hay que atreverse.

4. Te pone en un lugar en el que no quieres estar


Todo emprendedor está en busca de abundancia, éxito y reconocimiento, pero el miedo a fracasar te puede llevar a lo contrario, te invade un sentimiento de escasez y pensamientos negativos, eres desconfiado y receloso, lo que no te permite ver las oportunidades, te sientes sin las habilidades necesarias para crecer. La abundancia es un estado mental en el que el miedo, la escasez y el fracaso no tienen cabida. El crecimiento requiere de tener la actitud y determinación para lograrlo

5. Creas barreras y te limitas


Se dice que “dinero llama al dinero”, lo mismo pasa con el miedo, este empieza a crecer y multiplicarse, crea barreras que impiden emprendas cambios, tomes riesgos y alcances tus objetivos.

La mente de un emprendedor debe estar abierta a intentar cosas nuevas y diferentes, debe sentirse merecedor y generador de abundancia lo que le ayudará a estar alerta y a aprovechar las oportunidades de crecimiento que se presenten.


Recuerda que tú eres el que abre y cierra la puerta al miedo, tu eres quien lo alimenta o lo elimina, Si en verdad estás dispuesto a correr los riesgos que implican crecer tu negocio, debes negociar con tu miedo para permitirte cometer errores, aprender la lección y volver a intentarlo, esto te ayudará a tener una vida más equilibrada.

Me gustaría contarte algunas cosas que fui haciendo en éstos años vividos como emprendedor que en lo personal me ayudaron a superar el miedo al fracaso.


· Establece metas realistas y alcanzables

· No conseguir algo tal y como esperabas no es fracasar

· Considera el fracaso como una oportunidad de aprendizaje

· Lo importante no es hacerlo todo bien a la primera, sino tener capacidad para intentarlo las veces que sean necesarias

· Tener capacidad para intentarlo las veces que sean necesarias

· No te exijas un resultado perfecto

· No te recrees en tus errores

· No digas “no puedo”

El tomar riesgos no es un deporte o un estilo de vida, tu negocio es algo muy serio e importante, es en lo que has depositado tus esperanzas, ahorros, tiempo y esfuerzo. Sin embargo para mantenerlo en ocasiones deberás de tomar ciertos riesgos, pero puedes analizar el impacto antes de tomarlo, es decir, no se trata de arriesgar por arriesgar. Es aquí donde tus conocimientos y experiencia valen mucho, ya que tienes la capacidad para reflexionar, analizar y calcular hasta donde puedes arriesgar.


Muchos negocios han fracasado por tomar riesgos que no se analizaron, los riesgos calculados son clave para el éxito, esto implica saber cuándo, cómo y cuánto arriesgar con un claro objetivo a alcanzar.

¿Cómo evaluar los riesgos y

eliminar el miedo a fracasar?





Lo primero que debes hacer es reconocer que tienes miedo a fracasar y que es algo que vive en ti y puedes desecharlo si así lo deseas.


Para esto te recomiendo contestes las siguientes preguntas, es importante que seas totalmente honesto contigo mismo, realista y objetivo, no te detengas demasiado en pensar la respuesta, escribe lo primero que llegue a tu mente. En las respuestas a estas preguntas podrás encontrar todo lo que necesitas para superar el miedo al fracaso.


· ¿Qué estás posponiendo por miedo?

· ¿Qué es lo peor que podría pasar?

· ¿Qué probabilidades hay de que eso ocurra?

· ¿Qué harías para corregir las consecuencias de tu mala decisión?

· ¿Qué tuvieras que continuar aprendiendo?

· ¿Dónde quiero llegar con todo esto?

· ¿Para qué te vas a molestar en intentar cambiar las cosas?

· ¿Qué es lo mejor que puede suceder?

· ¿De qué beneficios gozarías?

· ¿Qué probabilidades tienes de lograr un crecimiento moderado?

· ¿Cuánto te está costando el posponer el crecimiento que deseas?


Analiza cuidadosamente tus respuestas, sopesa las consecuencias buenas y malas, compara lo que tienes y lo que estás perdiendo por no arriesgar.

Reflexiona sobre el costo que tiene tu miedo a fracasar sobre la posibilidad de tener éxito.


El objetivo del cuestionario es poner en perspectiva tu visión de negocio que puede estar sesgada por el miedo a fracasar y las probabilidades reales de que esto sucede las consecuencias que tendría y la manera en la que te recuperarías en caso de suceder este hecho.


La conclusión final es que debes empezar ya a tomar acción, tomar riesgos calculados que te lleven a alcanzar tus objetivos y metas para el crecimiento de tu negocio.


HAZLO.



GUSTAVO FERRATO ES DUEÑO DE UNA DE LAS MEJORES PLATAFORMAS DE CURSOS ONLINE DE VENTAS, REDES SOCIALES Y REDES DE MERCADEO.


DALE UNA VISITA A SU PLATAFORMA DE CURSOS DIGITALES CON UN CLICK EN LA IMAGEN DE ABAJO Y APROVECHA POR TIEMPO DE COVID OFERTAS DE HASTA UN 70% EN SUS CURSOS ONLINE, CON LA VETAJA DE QUE LOS VES TODAS LAS VECES QUE QUIERAS Y A TU RITMO.




3,972 vistas3 comentarios